Hola queridas almas penantes..

Nueva presentación más tierna y el mismo contenido perturbante...

Twitter: @AleejaMC

domingo, 25 de septiembre de 2016

Mil y una

Son mil y una las veces que he pasado horas pensando en que escribirte. Son mil y unas las veces que depositado en una hoja mis sentimientos hacia ti. También son mil y una las veces que pienso que nunca es suficiente, que aun no encuentro las frases perfectas para que puedas entender este remolino insaciable de emociones que se diluyen por mi cuerpo en un frenesí incandescente.  Los sentimientos ahora son mucho más fuertes que yo misma, arde en mi interior esa sed, esas ganas por cuidarte, por tenerte cerca, por verte sonreir.

Eres mi vida, y te amo de maneras inexplicables, te convertiste en una interminable  lista contradicciones. Eres mi luz y mi oscuridad, eres mi cielo y mi infierno, eres mi cura, pero también eres mi enfermedad y sabes, eso es bueno. contigo he probado el sabor más dulce, pero aun así me vuelves a mi realidad al probar tu  amargura.

Te amo porque le diste a mi vida luz, te amo porque me hiciste creer en sueños que solo son utopías, te amo porque me haces ser una mejor persona. Quiero pasar el resto de mi vida contigo, pues sé que viviré las mejores aventuras a tu lado. si estoy junto a ti, juro mantener viva la llama  del romance, creceremos juntos y estaré junto a ti en tiempos difíciles. Estoy dispuesta a ceder para mantener la paz y aceptar cuando estoy equivocada. Si mueres, prometo continuar viviendo por los dos.

Cada letra, cada palabra, cada frase, no son nada más que un espectro diluido de confusión en mi cabeza. Cada letra, cada palabra, cada frase son un reflejo del impacto que causaste en mi. Cada letra, cada palabra, cada frase es un pedacito de mi alterada realidad. Cada letra, cada palabra, cada frase es una muestra del amor fidedigno que crece como una enredadera rápidamente por los muros de mi alma. Cada letra, cada palabra, cada frase son los colores de ese manto que ahora me acompaña cada vez que doy un paso hacia el frente.

Mi amor, mi vida, podría jurarte mil cosas, y decirte una más, pero creo que ya mis cartas no sirven ya. Ahora lo que quiero  que  sepas es que realmente nunca  te dejare de amar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario